Así suena un nuevo grupo llamado D.A.R.K.

Al igual que pasó en su momento con la banda Them Crooked Vultures, formada por miembros de diferentes formaciones como Josh Homme (Queens Of The Stone Age), Dave Grohl (Nirvana y Foo Fighters) y John Paul Jones (Led Zeppelin), el grupo de que hoy hablamos apareció como una amalgama un tanto parecida. Se trata de D.A.R.K., una banda que nacía hace relativamente poco gracias a la unión de Andy Rourke (bajista de The Smiths), Dolores O’Riordan (vocalista de The Cranberries) y Olé Koretsky.

Desde el momento en que vi quiénes iban a formar parte de esta particular agrupación, no me cupo la menor duda de que todo pintaba bien aun sin escuchar nada. La irlandesa O’Riordan proviene de The Cranberries, una banda que nos ha dado grandes éxitos como el superventas To The Faithful Departed o el inolvidable tema “Zombie”. Qué decir, por otro lado, del grupo de Rourke, The Smiths… una de las bandas británicas más importantes de la historia. Por último, Koretsky proviene de la escena del DJing de Nueva York.

De estos tres perfiles tan distintos surge D.A.R.K., y ya podemos fijarnos en cómo suena una banda que promete y bastante. De momento, solo dos temas han sido publicados de los diez que tiene su primer LP: Sience Agrees, que saldrá a la luz el 19 de este próximo mes de agosto.

El primero de estos dos temas, “Curvy”, comienza con un aire de lo más electrónico. Comienza muy atractivo, con un ritmo muy sutil que nos transmite movimiento a la vez que empiezan a superponerse las demás capas de instrumentos y sonidos. Todo ello hasta que el tema entra de lleno, con un sonido futurista y fresco que nos recuerda en cierta medida al Electro-Pop de los años ochenta. No es de extrañar, como observaremos también con la segunda canción, que observemos en la banda influencia de otros grupos como Pet Shop Boys, New Order, The Cure o incluso de alguna de las facetas de Bowie.

Sin duda, “Curvy” logra engancharnos ya desde el primer momento, con una combinación instrumental sagaz e ingeniosa. Captada nuestra atención, las voces se introducen en el tema de manera delicada y con aroma robótico, hablándonos de ideas como la desconexión, el trauma o el aislamiento. Podemos fijarnos cómo de fondo aparece ocasionalmente el falsete de O’Riordan que tanto conocemos por su tema “Zombie”, acompañado por el sonido de unas guitarras eléctricas tocadas al esstilo funky. Sin duda, un tema difícil de delimitar en cuanto a género, pero que aun así resulta adictivo, muy original y rico en instrumentos. D.A.R.K. ha creado un gran corte para lo que será el comienzo de su disco.

El segundo tema publicado se titula “Loosen The Noose”, bastante distante del anterior, al ser este más relajado e íntimo. Comienza con una introducción, eso sí, igual de intrigante, gracias a una suma de instrumentos de viento, efectos vocales y algún que otro recurso electrónico que crean un ambiente que bien pudiera acomodarse a una película propia del cine de fantasía. “Loosen The Noose” no nos hará querer bailar tanto como lo hacía su predecesor, pero sí que es capaz de convertirse en una canción puramente atmosférica. Resulta sumamente acogedora y cálida, con unas preciosas voces y teclados metálicos sonando desde atrás. Todo ello pese a estar hablándonos de un tema algo más comprometido, como es el control sobre una persona, en este caso, la protagonista. El estribillo resulta la parte más pegadiza de la canción, aun siendo más sencillo en forma y estructura que el resto de los versos. El trío ha vuelto a hacer gala de esa riqueza instrumental tan bien llevada con la que parecen querer demostrar al público cómo serán el resto de sus temas. En este caso, han corrido el peligro de crear una canción que suene saturada en cuanto a carga instrumental, pero hemos de reconocer que han sabido retomar el control en el momento justo, menos mal. Resulta perfecto para crear un bonito ambiente en un rato nocturno, pero hemos de estar dispuestos a abrir bien los oídos ante semejante cantidad de información.

Como vemos, estos dos temas de la, por así decirlo, recién formada D.A.R.K. pintan la mar de bien. Riqueza musical, creación ambiental, originalidad… Esperemos que el álbum completo suene igual de bien, aunque de momento tenemos que permanecer a la espera durante algún tiempo.

About Alberto García

Amante desorbitado de la música, también del café. Quizá soy un popurrí algo excéntrico de facetas, ideas y aficiones, pero me defiendo bien en todo este jaleo. Estudio Periodismo y Comunicación Audiovisual en la Universidad Carlos III de Madrid. [Tarazona, Aragón. 1997]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *